jueves, 4 de diciembre de 2008

Ni un niño sin juguetes por Navidad


Los recogen Cruz Roja, Cáritas y Traperos de Emaús, entre otros
 
 
Diversas organizaciones llevan a cabo estos días campañas de recogida de juguetes destinados a los niños con menos recursos





Según recoge la Convención de los Derechos Infantiles, en vigor desde 1990, todo niño debe tener acceso "al esparcimiento, al juego y a las actividades recreativas propias de su edad". Aún así, muchos se ven injustamente privados de este derecho fundamental por razones bien distintas.

Por eso, y con motivo de la celebración de la Navidad, son numerosas las entidades que realizan campañas de recogida de juguetes para distribuirlos entre los pequeños con menos recursos y concienciar, al mismo tiempo, a la población de la situación de desigualdad social que sufren muchas familias con dificultades económicas. Recolectan juguetes de todo tipo, aunque puede que quien se decida a colaborar con estas campañas tope con ciertas "exigencias" no esperadas. Y es que, según reza el dicho popular, "no se debe desear para el prójimo lo que uno no querría para sí mismo".

LA DIFICULTAD DE ACERTAR CON "UN BUEN JUGUETE"

En este sentido, las entidades destacan, en su mayoría, la importancia de entregar juguetes no eléctricos o que requieran de otros complementos para su empleo; ya que es bastante probable que sus mecanismos se averíen, antes o después, o que no se disponga de una toma de corriente para su uso. Además puede darse la circunstancia de que los niños no puedan volver a jugar con ellos una vez se haya acabado la batería.

Otra de las premisas que ha de cumplir un "buen juguete" es la de no ser sexista o inducir a la violencia, ya sea explícita o implícitamente, por razones obvias. También ha de procurarse, en la medida de lo posible, que se sean educativos, que no aburridos; una herramienta adecuada para el desarrollo de la creatividad y personalidad de los más pequeños.

Asimismo, los promotores de estas campañas solidarias insisten en la necesidad de calcular la edad de juego desde los bebés hasta los adolescentes. "Lo que más recibimos son peluches y muñecas, muchísimos. Apenas hay juguetes para los más mayores", destacó a Europa Press una colaboradora de Traperos de Emaús (www.emaus.es).

ALGUNOS PUNTOS DE RECOGIDA

Esta asociación es uno de los puntos de recogida de juguetes durante estos días, pero no será la única. Como viene siendo habitual, Cáritas (www.caritas.es) ha puesto en marcha su tradicional recolecta de juguetes por Navidad. Será a nivel parroquial (cuenta con más de 460 parroquias), no diocesano. "Como depende de las necesidades concretas de cada barrio, son los propios locales los que corren con la creación de los proyectos en función de las carencias que perciban", apuntaron fuentes de esta entidad.

La sección juvenil de Cruz Roja (www.cruzroja.es), Cruz Roja Juventud, también trabaja en algunas de sus asambleas locales por esta misma causa. Actualmente, en Madrid se encuentran abiertas sendas campañas de recogida de juguetes en las sedes de Arganda del Rey y Móstoles. En ellas sólo recogen juguetes sin uso, ya que, según la organización, "colaborar con un juguete usado es una acción caritativa que ayuda a perpetuar la idea errónea de que no todos somos iguales. Ser solidario implica un esfuerzo para conseguir un escenario de mayor igualdad y bienestar".

Por su parte, Fundación ONCE (www.fundaciononce.es), en colaboración con Grupo Fundosa, tiene previsto distribuir entre los quince centros de trabajo de Madrid con mayor número de trabajadores varios contenedores para que los empleados y sus allegados depositen en ellos juguetes "nuevos o usados pero que se encuentre en buen estado"; juguetes que se distribuirán en las barriadas de la capital.

A su vez, Fundación Antena 3, junto a Imaginarium (www.imaginarium.es) y Mensajeros de la Paz, desarrolla la campaña 'Un regalo lleno de Navidad'; una iniciativa que busca fomentar la solidaridad entre los más jóvenes y que consiste en introducir en una caja de zapatos un pequeño regalo y llevarla a los establecimientos de la juguetería organizadora del evento más cercana. Estos presentes se entregarán durante el mes de diciembre a los niños y niñas de los distintos proyectos que Mensajeros de la Paz tiene en marcha (casas de acogida infantiles, hogares para niños discapacitados psíquicos, hogares terapéuticos para niños con distintas enfermedades).

"Muchos niños en el mundo pasan su infancia trabajando o, en caso de no tener que hacerlo, no pueden disfrutar de juguetes que les permitan dejar volar su imaginación y soñar con una vida mejor. En definitiva, que les permitan ser niños", destacó la organización ¿Me dejas jugar? (www.medejasjugar.org), otra de las encargadas de recopilar esta Navidad juguetes para luego distribuirlos entre la población de El Salvador, Honduras y Guatemala.

1 comentario:

Animación dijo...

si conoceis compañeros de vuestro IES de Animación Sociocultural, por favor comunicarles que se está creando la asociación de animadores socioculturales de asturias, y que si quieren participar se pongan en cotnacto con nosotros en el mail ascasturias@gmail.com